Un par de comentarios sobre la Responsabilidad Social Empresarial

¿Cuando la ley y la moralidad se contradicen una a la otra?
La Responsabilidad Social Empresarial, entendida ésta como toda obligación decretada por vías de hecho de apariencia de ley, institucionales, que deben tener las compañías con alguna causa determinada, son una especie de caridad obligatoria que aniquila su sentido en sí misma: decretar la caridad es aniquilarla.
Los proponentes de leyes de responsabilidad social empresarial, primer empleo, igualdad de género, discriminacion racial positiva y afines buscan actuar con lo que pareciera ser una buena intención, pero en realidad esconden un propósito perverso, se sirven de un código que separa la moral de la intelectualidad: el resultado supone poner a los expuestos a estas leyes a la cruel alternativa de perder su sentido moral o violar la ley.

No está mal que una empresa dedique un porcentaje de su capital a obras consideradas responsabilidad social empresarial, provisto que la entrega de dicho capital no esté decretada, condicionada o que se use cualquier otro medio coercitivo de agresión institucional contra el libre ejercicio de la actividad empresarial.

Por la virtud que tiene la actividad empresarial, el beneficio de un individuo es el beneficio de todos los individuos. El libre ejercicio de la actividad empresarial es la ausencia de la opresión, del saqueo institucionalizado. ¿cómo se identifica el saqueo institucionalizado? Obsérvese si la ley toma lo que le,pertenece a un grupo de personas (en este caso, la junta directiva) y se lo da a un grupo de personas a quienes no les pertenece.
Obsérvese si la ley beneficia a un ciudadano a expensas de otro al hacer lo que el mismo ciudadano no puede sin cometer un crimen.
.El estatismo y las ideas colectivistas confunden la distinción entre gobierno y sociedad, como resultado de ello, cada vez que surge alguien en contra de que el gobierno haga algo, (en este caso aprobar leyes de responsabilidad social empresarial) los colectivistas piensan que esa persona se opone completamente a ello.
La responsabilidad social empresarial en la mayoría de las ocasiones surge de la misma empresa, razón por la cual la ley no es necesaria sino que castiga la productividad. Aquellas empresas que no deseen contribuir no deben ser objeto de juicios de valor en su contra, ya que su mera existencia genera actividad comercial. Si esa empresa es productiva entonces es una empresa responsable. La moralidad detrás de la capitalización de la empresa es objetiva, sus acciones van acorde al interés individual de quien la lleva, supeditado únicamente a lo que genera la actividad comercial: que es el sistema de precios que genera la oferta y la demanda de un determinado bien para una industria determinada, si ya no hay mercado para un determinado bien o servicio, es rápida y espontáneamente sustituido por otro. Característica fundamental del origen del mercado: el orden espontáneo que genera la acción humana.

Bibliografía:
Carl Menger – Principios de Economía
Ayn Rand – la virtud del egoísmo
Hannah Arendt – los orígenes del totalitarismo
Frederic Bastiat – La Ley
Ludwig Von Mises – Calculo económico en la mancomunidad socialista

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s